Visita Air Nostrum 13.12.16

El pasado martes 13 de diciembre tuvimos la oportunidad de visitar el hangar de la compañía valenciana Air Nostrum, uno de los mejores del aeropuerto de Valencia. En su interior pudimos observar y estar en contacto con tres de sus Bombardier CRJ 900, además de con un CASA CN-235 militar.

Una vez dentro, pudimos ver como trabajaban los mecánicos y organizaban estructuralmente su interior. En uno de sus laterales se encuentran una serie de salas especiales para montaje de motores, almacenamiento de materiales y piezas, mecanizado de chapas, mantenimiento de ruedas, mantenimiento de baterías, etc. Por otro lado, en el piso de arriba, se sitúan las salas de diseño y oficinas. Además, el resto del hangar dispone de un techo con grúas móviles, para facilitar el mantenimiento a la hora de instalar o desinstalar motores.

Recibimos breve charla sobre principios de vuelo, la cual empezó con la explicación de las alas, que están compuestas por dispositivos llamados slats (en parte delantera del ala) y flaps (en la parte posterior), que modifican el ángulo de ataque y salida del ala, con los que se consigue una mayor sustentación cuando el avión va a bajas velocidades. Seguidamente nos explicaron cómo funcionan los mandos de control de vuelo, compuestos de timón de profundidad para realizar movimientos de cabeceo y picado, alerones para alabear y timón de dirección para guiñadas.

Además, nos explicaron cómo estaba construido estructuralmente el fuselaje, con larguerillos y costillas, cruzados entre sí y recubiertos por una fina chapa de aleación de aluminio, con el objetivo de lograr buenas resistencias a las fuerzas de presión y compresión con una estructura lo menos pesada posible.  También hicieron hincapié en la importancia de la redundancia de algunos elementos, como motores, ruedas y tubos pitot (dispositivos usados para tomar datos de presiones exteriores y hacer funcionar instrumentos de vuelo en cabina) en aviación, para una mayor seguridad en aviones de transporte, en caso de fallo de alguno de estos elementos durante el vuelo.

Más tarde, pudimos visitar la sala de mantenimiento de motores, donde había un par de motores, sin ningún carenado, en los que se podía apreciar todas las piezas por las que está, todos los elementos que este hace funcionar, como las bombas y alternadores. Mientras los observábamos, nos explicaron resumidamente su funcionamiento y los materiales de los que están construidos para soportar las altas temperaturas a las que se eleva. Además, pudimos darnos cuenta que algunas zonas estaban recubiertas con materiales resistentes como medida de seguridad, para mantener retenidos los álabes dentro del motor, en caso de que alguno de ellos se desprendiese del eje a altas revoluciones.

Por último, nos mostraron la organización de tareas que se llevan a cabo a lo largo del mantenimiento de un avión. Las cuales tienen distinta categoría de dificultad o responsabilidad y por tanto a cada mecánico, dependiendo de su experiencia, se le asigna una tarea distinta que tiene que realizar y firmar, una vez acabada.

Al final Alfredo García, responsable del hangar de Air Nostrum, que fue quien guió nuestra visita y a quien agradecemos que nos diese la oportunidad de hacerla, nos dio una serie de buenos consejos que tener en cuenta para nuestro futuro laboral.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *